Las Navas del Marqués a 24 de octubre de 2021   

44 visitas ahora

 

AUTOR: Led (Extraído del foro)
Si Me Tocaras el Corazón...
  ElNaviero.com  | 3 de julio de 2012

Tu piensas en palabras, para ti el lenguaje es un hilo inagotable que tejes como si la vida se hiciera al contarla. Yo pienso en imágenes congeladas en una fotografía. Sin embargo, esta no está impresa en una placa, parece dibujada a plumilla, es un recuerdo minucioso y perfecto, de volúmenes suaves y colores cálidos. Eres tu. Es un momento profético, es toda nuestra existencia, todo lo vivido y por vivir, todas las épocas simultaneas, todas las lineas de tu espalda, sin principio ni fin.

Desde cierta distancia yo miro este dibujo, donde también estoy yo. Soy espectador y protagonista. Estoy en la penumbra, velado por un cortinaje translúcido. Sé que soy yo, pero soy también el que observa desde afuera. Por eso conozco lo que siente el hombre que àparece pintado sobre esa cama revuelta. Estoy allí contigo, y también aquí, solo, solo.

En el cuadro la pareja descansa después de hacer el amor, la piel de ambos brilla húmeda. El hombre tiene los ojos cerrados, una mano sobre su pecho y la otra sobre el muslo de ella, en íntima complicidad.

Para mi esa visión es recurrente e inmutable, nada cambia, siempre es la misma sonrisa plácida del hombre, la misma languidez de la mujer, los mismos pliegues de las sábanas, siempre la luz de la lámpara roza los senos y los pómulos de ella, y siempre el chal de seda y los cabellos oscuros caen con igual delicadeza.
Cada vez que pienso en ti, así te veo, así nos veo, detenidos en ese lienzo, invulnerables al deterioro de la mala memoria. Puedeo recrearme largamente en esa escena, hasta sentir, hasta soñar que entro en el espacio del cuadro y ya no soy el que observa, sino el hombre que yace junto a esa mujer, junto a ti.
Entonces se rompe la simétrica quietud de la pintura y escucho nuestras voces muy cercanas. Y lloro, para que mís lágrimas bañen de alegria los suaves entresijos de tu piel. Para que tus ojos vean por los mios y yo vea lo mismo que tu ves, para recorrer de la mano todos los caminos del amanecer...

- Cuéntame un cuento — te digo.
- ¿Como lo quieres?
- Cuéntame un cuento que no le hayas contado a nadie

Texto de Rolf Carle, no entra en concurso.


COMENTAR

Comentar con tu usuario de Facebook










© ElNaviero.com 2021 - Realizado con SPIP - Administracion y Redactores - Creditos - RSS RSS - Hosting